Venezuela

[Venezuela][bleft]

Rusia

[Rusia][bsummary]

Bolivia

[Bolivia][grids]

Ecuador

[Ecuador][grids]

Latinoamérica: ¿Va bien su Izquierda?



Marca el rumbo la Constituyente en Venezuela. Es muy lamentable la disonancia en Ecuador. Vale el Consenso de Nuestra América

Meses atrás, llamé la atención acerca de las victorias de los enemigos de las mayorías del Sur del Río Bravo en Argentina, Venezuela y Bolivia, acontecimientos que animaban a las fuerzas más retrógradas de la nación brasilera aupadas por las Empresas Transnacionales y el dictado de Washington para intensificar sus maniobras contra Dilma Rousseff y Lula da Silva en Brasil (1). Hoy, advierto que la alegría de la Derecha regional anda cuesta abajo —relativamente encarado el asunto.

Sin descartar la dinámica desmoralizadora que acompaña a Brasilia (2) y el ritmo acertado de Managua (3), Buenos Aires se devela ajena al pueblo (4), La Paz avanza con Evo Morales (5) y Caracas está de pláceme (6) a pesar del Papa Francisco (7) y la maniobra de última hora realizada en el seno del MERCOSUR (8) —¿dónde, si no?

Aprovecho para insistir en lo proactivo de la Revolución Bolivariana. La flamante Presidenta de la nueva Asamblea Nacional Constituyente (ANC) y ex Canciller, Delcy Rodríguez, manifestó:

“A los violentos, a los fascistas, a los que le hacen la guerra económica al pueblo los alcanzará la justicia”. “Vinimos aquí no a destruir la Constitución, vinimos a apartar del camino todos los obstáculos dictatoriales impuestos por la burguesía, que han impedido ejercer en su totalidad la validez de nuestra Constitución”.

Además, la Compañera Delcy expuso:

“Esta ANC nació de un profundo conflicto histórico, impuesto por un grupo minoritario que pretende hacerse de la patria, que pretende la restauración neoliberal. Esta ANC pudo vencer la fase más oscura de la dictadura de la derecha, que pretendía impedir el derecho al voto de los venezolanos, y pretendía arrebatar el derecho a la salud, a la educación, a la vida digna del pueblo de Venezuela” (9).

Sin embargo, como un suceso cargado de una enorme pena asumí noticias recientes procedentes de Quito.

Un reporte de prensa informa de la discordia entre las figuras principales del Ejecutivo: “Deróguese el decreto ejecutivo número 9 suscrito el 24 de mayo de 2017, (…), retirándose así todas las funciones asignadas al vicepresidente de la República”, consta en una orden que el Presidente de Ecuador, Lenín Moreno, firmó para dejar sin facultades para ejercer las tareas de representación a su Vicepresidente, Jorge Glas (10).

Otro también es revelador: “Jamás traicionaré los principios políticos de Alianza País”, dijo el Vicepresidente en una rueda de prensa convocada tras los anuncios de Moreno y agregó: “Con o sin funciones, seguiré trabajando con la misma pasión”; mientras que el ex Presidente Rafael Correa, fundador de Alianza País, se pronunció en la red social Twitter y criticó que el “diálogo” de la actual administración sea solo con quienes “odian a la Revolución”. “Adelante, Jorge, tómalo como una condecoración” —añadió Correa en solidaridad con el Vicepresidente (11).

(Tengo esperanza en que el asunto llegue a buen puerto, si se abre paso la actitud que promueve el Presidente de la Asamblea Nacional (AN) de Ecuador, José Serrano, quien en nombre del bloque del gobernante Alianza PAÍS (AP) considera: “‘No es un tema solo de abogar por la devolución de las funciones al vicepresidente’, sino que es ‘un tema de abogar por restablecer la confianza, la relación de trabajo, la relación política entre nuestro binomio presidencial’” (12)).

Por tanto, si en un balance de la correlación de fuerzas Progreso-Reacción no vacilo en acreditar que va bien la Izquierda en Latinoamérica, en la misma medida que exhibo entusiasmo con el triunfo de la Constituyente en Venezuela que puede ser un indicador del rumbo regional, ni por un segundo encuentro menor la muy lamentable disonancia que exhibe la Revolución Ciudadana de Ecuador. La disyuntiva se presenta, pues, clara: o abrazamos el Consenso de Nuestra América (13) o bochornosamente se le sirve en bandeja de Oro al “Norte revuelto y brutal” (14).

Referencias:
















http://kaosenlared.net/latinoamerica-va-bien-izquierda/

Periódico Alternativo publicó esta noticia siguiendo la regla de creative commons. Si usted no desea que su artículo aparezca en este blog escríbame para retirarlo de Inmediato

Publicar un comentario