Últimas Noticias

Colombia/ Internacionalismo: La importante labor de la Brigada Internacional de salud “Alejandro Uribe Chacón”



Colombia Informa, 10 abr. Por CDP* – La Brigada Internacional de Salud “Alejandro Uribe Chacón” surge como un esfuerzo de cooperación internacional entre el Frente Popular Darío Santillán (Argentina), la Asociación Latinoamericana de Medicina Social –ALAMES–, y el Congreso de los Pueblos (Corporación para la Educación, el Desarrollo y la Investigación Popular -CED INS-, Coordinador Nacional Agrario –CNA–, Cooperativa Multiactiva de Arenal –COMUARENAL– y Comisión de Interlocución del Sur de Bolívar, Centro y Sur del Cesar -CISBCSC-).


¿Por qué una Brigada Internacional de Salud?

La Brigada es una forma de prefigurar lo que debería ser la relación entre pueblos hermanos. En las antípodas de la propuesta imperialista, como los acuerdos económicos internacionales que favorecen a las multinacionales o el envío de tropas que terminan por asfixiar a los pueblos de los países “no desarrollados”, creemos que el esfuerzo tiene que seguir en la construcción de lazos de solidaridad y cooperación. Así surge la Brigada Internacional de Salud, con el objetivo de, en coordinación con las organizaciones del Sur de Bolívar (CISBCSC, CNA, Congreso de los Pueblos), construir una propuesta que aporte a la realidad concreta de los habitantes y al fortalecimiento de la organización popular.

Al ser una propuesta de cooperación, la construcción de las acciones a desarrollar en la zona, antes y durante las jornadas, fueron pensadas a partir de las necesidades concretas planteadas por los líderes y lideresas sociales del CISBCSC, de las investigaciones y experiencias del CED-INS y del equipo médico.

El resultado fue una Brigada de Salud que desde la perspectiva de la Atención Primaria de la Salud, utilizando herramientas de la Epidemiología Crítica, se centró en la promoción de la salud y la prevención de la enfermedad. Para ello fueron fijadas dos instancias, por un lado, la atención médica, planteada como una necesidad impostergable, dado que una parte importante de la población no tenía acceso a la misma y, por otro lado, la formación de Promotoras de Salud Colectiva, entendiendo la importancia de hacer un aporte a largo plazo.

Según la legislación colombiana la salud es un derecho fundamental. A pesar de esto, ni en 24 años de la Ley 100 de 1993, ni en 2 de la Ley estatutaria en Salud se ha avanzado en el cumplimiento de la salud como un derecho fundamental. No solo es indignante que en la actualidad siga existiendo la necesidad de hacer una Brigada de Salud en la zona, sino que habla de un incumplimiento de las obligaciones del Estado.

Alejandro Uribe Chacón

La elección del nombre “Alejandro Uribe Chacón” es un homenaje al compañero líder de la comunidad Mina Gallo, integrante de la Federación Agrominera del Sur de Bolívar. Él, junto a su comunidad, se opuso al ingreso de la multinacional minera Anglo Gold Ashanti por el impacto ambiental que implicaba. Por ello, fue asesinado por el ejército y luego lo presentaron como guerrillero caído en combate, un caso más de falso positivo sin verdad, ni justicia.

Es importante destacar el papel de los líderes y lideresas sociales. Por un lado, en la vigilancia y seguimiento de los deberes del Gobierno ante sus comunidades, exigiendo el cumplimiento de sus derechos. Por otro lado, resolviendo las problemáticas concretas que surgen de la violación de los mismos. En un contexto donde aparentemente no hay presupuesto para invertir en áreas claves como Salud, Educación, Trabajo, Soberanía Alimentaria, Medio Ambiente, pero sí para investigar, hostigar, incriminar, judicializar, a quienes luchan cotidianamente para mejorar las condiciones de vida de su comunidad. De esta forma queda en evidencia que se trata de la falta de voluntad política y no de presupuesto.

¿Cómo fue la experiencia en Norosí?

Norosí, uno de los municipios más recientemente constituidos en el sur de Bolívar, fue el primero en recibir a la Brigada Internacional de Salud. Además del apoyo de la CISBCSC, contamos con el apoyo de la Alcaldía Municipal y del puesto de salud “ESE Municipio de Norosí – Primer Nivel”. Prestamos a la comunidad atención médica con énfasis en promoción de la salud y prevención de la enfermedad desde una visión de la salud como derecho. Fueron realizadas tareas de Atención Primaria en Salud en odontología, programa de inmunización a menores de edad, seguimiento de crecimiento y desarrollo, y realización de Citologías en los lugares con disponibilidad para las mismas.

En paralelo, desarrollamos talleres de formación en salud dirigidos a grupos específicos de la población, en temas como Salud Sexual y Reproductiva, Salud Mental, cuidado de los niños, cuidados en el adulto mayor, entre otros. En cuanto a la atención médica, realizamos 3 jornadas de atención en diferentes veredas de Norosí (Mina Brisa, Mina Estrella, Buena seña y Las Nieves). Atendimos a más de 120 personas, la mayoría mujeres y niños.

Atendimos brotes de enfermedad diarreica aguda por parásitos en el agua y en el suelo, problemas respiratorios en casas con suelos de tierra, desigualdades marcadas en género, heridas en mal estado, desnutrición crónica, problemas en la piel, nerviosos y neuromusculares. Todas posibles secuelas de la intoxicación con mercurio y otros metales pesados. Pudimos observar en los cuerpos de las personas atendidas las consecuencias de las necesidades básicas insatisfechas, el abandono del Estado y el conflicto armado, así como de su principal actividad económica: la minería.

¿Cómo fue la experiencia en Arenal?

La experiencia de la Brigada en Arenal estuvo marcada por la iniciativa de Cooperativa Multiactiva de Arenal –COMUARENAL–, acompañada permanentemente por Milena Quiroz, lideresa del Sur de Bolívar y vocera de la CISBCSC. A pesar de no recibir el apoyo de la gestión municipal actual (ni de las anteriores), es destacable la labor de la cooperativa en pos de mejorar la vida de sus asociados y del municipio en general.

De sol a sol siempre encontramos a Milena junto a sus compañeros y compañeras trabajando, pensando e impulsando iniciativas para mejorar la realidad concreta de la comunidad. Nunca se les va la sonrisa de la cara, en sus palabras no hay tiempo para estar de mal humor o tristes, hay mucho por hacer.

El carácter de todos los habitantes de Arenal quedó marcado por el fuego con el permanente asedio de los paramilitares, otros grupos armados, los desplazamientos, los baños de sangre, las constantes amenazas y el abandono permanente del Estado. La única salida que encontraron fue la organización. Para muchos, organizarse fue la fuerza para volver a soñar, reconstruir su pueblo y, poco a poco, volver a luchar por los derechos humanos que todos y todas merecemos para construir una vida digna.

Desarrollamos cuatro intervenciones desde la perspectiva de la salud como un derecho: atención médica, formación de promotores de salud, un programa de radio y un taller de educación sexual para estudiantes de secundaria. También se realizaron 3 jornadas de atención en Arenal y en las veredas Serena y San Rafael. En ellas atendimos 150 personas entre asociados y no asociados.

Encontramos un alto número de personas con parásitos, anemia, lesiones en la piel y en la visión, ocasionados por el consumo de agua no potable y suelos contaminados posiblemente con mercurio y arsénico. A su vez, hayamos población con desnutrición y enfermedades relacionadas al trabajo por la exposición permanente al sol y el desgaste laboral: lumbalgia, cervicalgia, artrosis y cefaleas. Aparecieron con frecuencia problemas de salud mental (ansiedad, depresión), probablemente relacionados con el conflicto armado.

A partir de comparar el estado de salud de los habitantes encontramos en COMUARENAL un número menor de casos de desnutrición, anemia, violencia de género, bajo nivel de educación para la salud, enfermedades relacionadas al trabajo; lo que comprueba la importancia de la labor cotidiana de la cooperativa con sus asociados.

En cuanto a los talleres, nos permitieron formar promotoras de salud colectiva para garantizar la continuidad del trabajo iniciado en materia de prevención y promoción de salud. Con el mismo objetivo participamos en dos transmisiones de la Radio Comunitaria “la Negrita”, mientras el municipio contó con energía eléctrica; otra carencia que tiene un impacto directo en la salud.

A modo de conclusión

Al finalizar la Brigada llegamos a una serie de conclusiones. En primer lugar, el rol clave de COMUARENAL y el compromiso de su lideresa Milena Quiroz a la hora de garantizar que la Brigada Internacional pudiera realizarse, ajustarse a los principales problemas de la localidad y tomar la responsabilidad de hacerse cargo y resolver los problemas de salud que estuvieran a su alcance. En segundo lugar, los asociados a la cooperativa gozan de mejor salud, dado que resuelven colectivamente sus problemas, peleando en conjunto para garantizar los derechos más básicos. Podemos decir que organizarse es un factor protector, en comparación a Norosí, donde no se cuenta con este mismo nivel de organización y los problemas de salud son mucho mayores. En tercer lugar, en la población surgió el interrogante de “si CISBCSC, sin apoyo gubernamental, pudo llevar 3 médicas a las distintas veredas, ¿cómo el Estado no es capaz de garantizar nada más que el puesto de salud?”.

En cuarto lugar, el enfoque de la consulta, lejos del propuesto por las EPS, estuvo enfocado en promover la salud y prevenir la enfermedad, por lo que en las consultas no abordamos solo el problema de salud que había motivado la consulta, sino que se trataba de algo más integral. De esta forma, logramos detectar problemas graves que no eran los que suscitaban la consulta.



Por último queremos resaltar que en ambos municipios los problemas de salud están directamente relacionados a las condiciones de vida de la población. Por lo tanto, si no se asume con urgencia el problema de la minería contaminante, la ausencia de soberanía alimentaria, la falta de acceso a la educación, los derechos de las mujeres, campesinos, pueblos afrodescendientes e indígenas; la persecución sistemática a los líderes y lideresas, la paz con justicia social, es imposible pensar en la posibilidad de construir una sociedad saludable.
En este sentido, vemos con mucha preocupación la persecución y encarcelamiento a los líderes y lideresas sociales de esta región y del resto del país; agravado por la falta de intervención del Estado que no es capaz de garantizar los derechos más básicos. Estamos convencidas que como dice un reconocido médico social: “la salud es al individuo lo que la paz es a las comunidades”.

http://www.resumenlatinoamericano.org/2017/04/11/colombia-internacionalismo-la-importante-labor-de-la-brigada-internacional-de-salud-alejandro-uribe-chacon/


Periódico Alternativo publicó esta noticia siguiendo la regla de creative commons. Si usted no desea que su artículo aparezca en este blog escríbame para retirarlo de Inmediato

Pin It

Widgets

Publicar un comentario

Periódico Alternativo Designed by Templateism.com Copyright © 2014

Imágenes del tema de Bim. Con tecnología de Blogger.